09 julio 2012

La buena leche

Hoy comparto con vosotros una receta riquísima, sana y muy sencilla. Ideal para esta época calurosa. Para combatir el calor lo mejor es tomarla fresquita.
Es una buena alternativa para aquellos que tienen intolerancia a la lactosa, así como para todo aquel a quien no le guste el sabor de la leche de vaca y/o se anime a variar un poquito su  diaria "mala leche". La puedes tomar en el desayuno, merienda, como refresco...  ¡Anímate y pruébala! Descubrirás sus ventajas.

Leche de almendras

Ingredientes
• 250 gramos  de Almendras crudas, si son ecológicas mejor.
• 1 litro de agua de buena calidad
• Para endulzar se puede utilizar un poquito de  melaza de arroz o de otro cereal, así como dátiles, pasas o higos secos, preferiblemente ecológicos. En caso de diabetes es ideal el uso de stevia.

Utensilios
Batidora de vaso y una gasa para filtrar

Elaboración
1. Un par de horas antes dejaremos las almendras en remojo, de esta manera las pelaremos más fácilmente.
2. Una vez peladas las dejaremos toda una noche en remojo.
3. Pondremos las almendras en la  batidora de vaso y  las batiremos junto con el agua.
4. Lo dejaremos reposar 3 ó 4 horas en el frigorífico.
5. Finalmente colaremos el batido en  una gasa, estrujando con las manos, de manera que filtremos el  líquido.
6. Echaremos la bebida de almendras en un recipiente de cristal y ya estará lista para tomar.

Si nos resulta un tanto amarga, podemos endulzarla con un poco de melaza, frutos secos, o stevia en caso de diabetes. De todos modos, se recomienda una mínima cantidad de azúcares. En el caso de los frutos secos, los batiremos junto a la leche y colaremos, o no, dependiendo del gusto de cada uno.

La podemos conservar en la nevera un par de días.

A partir de esta base podemos hacer diferentes versiones:

Con cacao: Excepcionalmente (y digo esto porque el cacao impide la absorción intestinal del calcio), podemos añadir a esta bebida, un poquito de cacao puro en polvo y  algún edulcorante, la cantidad, según el gusto de cada cual. Lo batiremos con una batidora de mano para mezclarlo bien  ¡y listo!

Con fruta: Podemos añadirle una fruta, por ejemplo un plátano, o manzana, fresas, etc. Lo batiremos todo dejando una textura  homogénea o con grumos, dependiendo del gusto de cada cual. Aunque para favorecer la masticación sería conveniente dejar algún trocito.

Dónde encontrar los ingredientes
Las melazas  y el cacao puro en polvo, se pueden encontrar tiendas especializadas de productos ecológicos. 
Respecto a la  stevia, es mejor comprar la planta fresca o seca en herbolarios y obtener su extracto mediante reducción en casa ya que últimamente se está comercializando en polvo, refinada, y de esta manera carece de las propiedades medicinales de la misma.

Propiedades de las almendras
La almendra es uno de los  frutos secos  más empleados en los países del Mediterráneo, aunque proviene de Siria.
Es rica en  proteína, calcio, potasio, magnesio, fósforo y hierro. También  lo es en ácidos grasos monoinsaturados, lo que hace que sea beneficiosa para nuestro sistema cardiovascular. Contiene vitaminas del grupo B, sobretodo B1, B2 y B3, y mucha vitamina E, la cual es un antioxidante poderoso que protege al cuerpo contra radicales libres.
Las almendras son la fuente más completa de conseguir la vitamina E natural,  energéticas, buena fuente de fibra y ayudan a disminuir el Colesterol. 

Curiosidades
¿Sabías que las almendras contienen más calcio que la leche de vaca y se asimila mucho mejor?
Por cada 100 g, las almendras contienen 252 mg versus los 119 mg de la leche de vaca.  

Para una buena absorción de calcio es de gran  importancia el equilibrio calcio- magnesio, calcio-fósforo y carga proteica:

La leche de vaca es deficitaria en magnesio. La relación calcio-magnesio está muy desequilibrada, lo que supone que sin este magnesio,  se absorba  solamente un 25% de calcio contenido en ella. 
Se excede en su nivel de fósforo, impidiéndonos así la correcta absorción de calcio. Una correcta proporción para poder absorber el calcio sería el doble de calcio que de fósforo.
La proteína animal en exceso produce pérdida de calcio por la orina debido a que contiene mucho azufre, el resultado de esta ingesta excesiva es un balance negativo de calcio en nuestro organismo.

Es interesante saber también que los alimentos ricos en oxalatos como las espinacas, el cacao, ruibarbo… impiden la absorción intestinal del calcio. Así como la falta de vitamina D, entre otros.

No es lo mismo ingestión que absorción. Nosotros podemos hacer una buena ingesta de un nutriente, en este caso calcio, pero si no lo  absorbemos  no tiene sentido, no nos nutrimos.
Es como llenar un globo pinchado de agua.

Respecto a las melazas decir que son un buen sustituto del azúcar refinado (blanco), que tanto mal hace a nuestra salud. Este azúcar parcial, el blanco, nos desmineraliza, hace que perdamos calcio de nuestras reservas, huesos y dientes. 


Fuentes de calcio
Son excelentes fuentes de calcio, además de las almendras: la col, el brócoli, el perejil, las ortigas, los berros, el repollo, los grelos, el diente de león, la crema de semillas de sésamo (tahini), etc. Entre las verduras de mar, es decir las algas, tenemos por ejemplo las hiziki que contienen muchísimo más calcio que la leche de vaca y se absorbe mejor (¡1.400 mg por cada 100 g versus 119 mg de leche vaca!).
Una sola cucharadita de alga cocida tiene mucho más calcio que un vaso de leche.

La ciencia ha demostrado que se absorbe mucho mejor el calcio de las verduras de hoja verde y del repollo que de la leche.
Entonces, ¿Por qué será que no se da a conocer ampliamente este y otros muchos datos? La  publicidad no está al alcance de todos... y hay mucho dinero en juego. Muy a menudo nos "informan" de una manera incompleta. Sí, los lácteos contienen mucho calcio, pero NO lo absorbemos correctamente.

Buenos Alimentos & Pensamientos & Sentimientos